VIRGEN DE LA SOLEDAD


Canal de Vídeos de SSANTABENAVENTE en  


Es obra de mediados del siglo XIX. Este paso sustituyó a una de las imágenes llamadas de devoción que venía procesionándose desde comienzos del siglo XVII.

Fue tanto su arraigó en Benavente que la Ermita de la Vera Cruz pasó a llamarse Ermita de la Soledad y en ella se guarda la imagen. Durante años, la devoción a la Virgen de la Soledad, ha encarnado sentimiento de piedad y amor de todos los benaventanos. Una prueba de ello es que ha sido sacada en rogativa en momentos de calamidad pública.  

Reiteradas calamidades cayeron sobre Benavente y su comarca en el primer lustro de este siglo. Así en el 1710 el cabildo de San Vicente suplica al ayuntamiento que hagan rogativas a la Soledad "para que se aplaque la ira del Señor".
Nueva historia de Benavente. Año 1700.
José Muñoz Miñambres (1982).

La Imagen de la Virgen ora ante una Cruz desnuda, expresión de la soledad más intensa. El manto que luce en las procesiones está bordado en oro con una calidad exquisita y fue comprado en 1953, según consta en el Libro de Actas de la Cofradía del Santo Entierro, en el folio 24, siendo secretario General Emilio Cadenas.
La Corona y el Corazón con la que sale en la procesión son de plata de Ley, y fueron regalados por los antecesores de la familia Lumeras en el segundo tercio del siglo XIX, según consta en la corona. También posee escapulario en plata con ornamentos decorativos andaluces y rosario muy rico en adornos y forrado igualmente de plata. 

En la Procesión de la Tinieblas, el Martes Santo, desde la Plaza Mayor y acompañada de la Jesús Nazareno, se dirige a la Iglesia de San Juan del Mercado donde permanece hasta la Procesión de la Santa Vera Cruz el Jueves Santo.

Hasta el año 1998 era portada por cuatro costaleros distribuidos en cuatro banzos que habían sido adquiridos en la subasta realizada en Asamblea General.

Los años 1997 y 98 procesiona en la antiguas andas de Jesús Nazareno y el año 1999 estrena andas y pasan a ser ocho sus costaleros aumentando a doce en la Semana santa de 2009.

Como curiosidad apuntamos que el año 2000 la lluvia obligó a la Cofradía de la Santa Vera Cruz a suspender la procesión del Jueves Santo. La Virgen de la Soledad se incorporó a la Magna procesión del Santo Entierro y dicho año acompañó, con la Virgen de las Angustias, al Cristo Yacente. 

El Mayordomo responsable del paso es Manuel de la Huerga Escudero y la Camarera de la Virgen, encargada de vestirla y guarda la ropa que luce en las procesiones, es Rosario Ramos Lumeras.

LOS SIETE DOLORES DE LA SANTÍSIMA VIRGEN

La profecía de Simeón.
La huida a Egipto.
La pérdida de Jesús en Jerusalén, a los 12 años.
El encuentro de María con su Hijo en la calle de la Amargura.
La agonía y muerte de Jesús en la cruz.
El descendimiento de la cruz.
La sepultura del cuerpo del Señor y la soledad de la Virgen.


3 de Mayo, Festividad de La Santa Cruz

Subastas en la Ermita de la Soledad

4 de mayo de 1944
Verbena en el barrio de la Soledad

25 de abril de 1963
Novena a la Virgen de la Soledad

21 de marzo de 1937
Subasta de un banzo de la urna vieja y un banzo de Nuestra Señora de la Soledad

30 de marzo de 1944
Subasta de las cuatro banderolas del Viernes Santo y de dos banzos de la Virgen de la Soledad